jueves, agosto 07, 2003

CRONICAS DEL AIRE IV



EL ÁRBOL

El árbol jamás duerme.
Dura pierna de roble, a veces tan desnuda quiere un sol muy oscuro.
Es un muslo piafante que un momemto se para,
mientras todo el horizonte se retira con miedo.

Un árbol es un muslo que en la tierra se yergue como la erecta vida.
No quiere ser ni blanco ni rosado,
y es verde, verde siempre como los duros ojos.

Rodilla inmensa donde los besos no imitarán jamás falsas hormigas.
Donde la luna no pretenderá ser un sutil encaje.
Porque la espuma que una noche osara hasta rozarlo
a la mañana es roca, dura roca sin musgo.

Venas donde a veces los labios que las besan
sienten el brío del acero que cumple,
sienten ese calor que hace la sangre brillante
cuando escapa apretada entre los sabios músculos.

Si. Una flor quiere a veces ser un brazo potente.
Pero nunca veréis que un árbol quiera ser otra cosa.
Un corazón de un hombre a veces resuena golpeando.
Pero un árbol es sabio, y plantado domina.

Todo un cielo o un rubor sobre sus sus ramas descansa.
Cestos de pájaros niños no osan colgar de sus yemas.
Y la tierra está quieta toda ante vuestros ojos;
pero yo sé que ella se alzaría como un mar por tocarle.

En lo sumo, gigante, sintiendo las estrellas todas rizadas sin un viento,
resonando misteriosamente sin ningún viento dorado,
un árbol vive y puede pero no clama nunca,
ni a los hombres mortales arroja nunca su sombra.

Vicente Aleixandre, "MUNDO A SOLAS", 1934-1936.


Hace unos días...
Por el noreste el horizonte se resuelve en humo; un humo que con cada palpitación cambia de tonalidad: ora ocre, ora negro, malva sucio o gris azulado. El dulce virazón que se ha levantado trae, hilo a hilo, el acre olor de la tragedia. Cojo un vehículo con tracción a las cuatro ruedas y me acerco. La pista es exigua, difícil, y en algunos lugares aledaños a una barranca se ha desmoronado. Sorteo un control tras un camión de la Guardia Nacional cargado con hombres que portan palas. Se ha desbocado el infierno y arde todo lo que arraigado al suelo tiene vida. Un bombero que se refresca la luctuosa cara me dice que lo realmente terrible está en las provincias del norte. Que, en comparación, lo presente queda en simulacro. Aun así, crujen los dientes de los árboles antes de caer derrotados: es su sino al estar al suelo encadenados. Trabajan hombres y máquinas para cercar al rabioso fuego. El incendio mismo es una máquina de viento que levanta de las ramas torbellinos de mariposas incendiarias. El fuego es un cabrón con intrincadas pausas de comportamiento. De entre el algodón sucio surge un avión, toma altura y se pierde en la impoluta lejanía. Sin los multifaceticos verdes del follaje, verde que te quiero verde, queda el monte cual estigmatizado paisaje de oxidadas lanzas. Me pongo los guantes y cojo una pala...
¡Dios, como me duelen los árboles!

NOTA: Lo que sigue fue publicado, sin cambios de bulto, en el boletín nº 10 de fractales.org. Octubre de 2002.
Confío en que -a un lado las inconsistencias temporales- su vigencia capte vuestra atención.


ARBOLITO BIEN PLANTADO TU QUE ESTAS EN LA RIBERA...

I love the trees. Lo juro. Quién haya pateado bajo el resol de Agosto un secarral con no más vista que el horizonte, sabrá de que hablo. Sabrá, sin duda, que cuando tras una joroba del terreno se divisa un sotillo arbolado, el corazón se alboroza y los trancos se aceleran y alargan. En mi pueblo de tomillo y barrancas peladas yo he plantado árboles, y de tanto en tanto les visito como quién visita a un pariente querido pero lejano. Entonces, azada en mano, les libero de la maleza que se multiplica a su vera, limpio de trombos las venas por las que les llega el agua y charlo un rato con ellos. Les escucho, por mejor decir. Cada árbol tiene una voz diferente, propia, y todos juntos son un orfeón universal e inteligente. Las ramas de los árboles son sus cuerdas vocales. Para quién sepa escuchar los árboles dicen mucho, alto y claro; porque los árboles, amigos, conocen los XXXII nombres de los vientos o rumbos que hacen posible las Cartas de Marear. Quién planta o salva un árbol apuesta por la vida. Recordarlo. A semejanza de los hombres los árboles pueden crecer solos, como anacoretas, en grupos étnicos cerrados o en abigarrada y gentil mezcolanza. Los árboles nos dan mucho y apenas piden nada. Cada uno con su energía propia, regulan el clima y son elementos fundamentales en el equilibrio ecológico de la biosfera terrestre. Bioquímicos avezados también, mediante la fotosíntesis clorofílica, convierten la energía luminosa procedente del sol en energía química. Químicos y laboratorios a la vez, los árboles unen moléculas inorgánicas simples, el hidrógeno procedente del agua y el dióxido de carbono (CO2) de la atmósfera, en moléculas orgánicas complejas, como la glucosa (C6H12O6); de dicho trajín deriva, por síntesis y transformaciones sucesivas, toda la sustancia orgánica que forma los seres vivos.

Si el mundo y el demonio y la carne son los enemigos del alma, las talas fraudulentas e indiscriminadas, el fuego y los “bobobushes” lo son de los árboles. Estos últimos, los “bobobushes”, son plaga peligrosa y contemporánea. Con dos cojones y sin asomo de vergüenza, un tal George W. Bush, Tambor Mayor de esta colla de antropoideos escasamente cerebrados propuso, no ha muchos tiempo, talar árboles en los bosques para evitar así incendios forestales. Este zoquete con botas tejanas, dicen que estudió bachillerato en Yale University, y no sé qué gaitas en administración de negocios en Harvard Business Scholl, así que ya sabéis de donde huir como de la peste. En realidad, durante mucho tiempo y hasta que tuvo una revelación a la americana, nuestro hombre fue un borrachuzo inofensivo para el prójimo... Pero ya se sabe los monstruos que las "revelaciones" a la americana engendran. Podía haberle dado por el tetrahidrocannabinol, por los puzzles o por el tenis de mesa; pero no, tuvo que darle al señorito por dejar el noble morapio, meterse en política y socarrar sin empacho a los silentes y desprotejidos árboles. En fin, que quién le aupo al machito se lo demande.


Todo este pregón verbenero para induciros a visitar:


SITUACION DE LOS BOSQUES DEL MUNDO 2001 .

Informe de la Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación. La cosa está dividida fundamentalmente en dos partes:

PARTE I: «SITUACIÓN Y ACONTECIMIENTOS RECIENTES EN EL SECTOR FORESTAL»

PARTE II: «PROBLEMAS CLAVE DEL SECTOR FORESTAL»

Esta parte II, a su vez, está dividida en cuatro apartados, siendo a mi juicio el más relevante el titulado: “El cambio climático y los bosques”


INSTITUTO DE RECURSOS MUNDIALES.

Ecosistemas, Biodiversidad, Bosques...


CIENCIAS DE LA TIERRA Y DEL MEDIO AMBIENTE (Libro electronico)

Exhaustivo y sencillo tratado compuesto por quince temas divididos en múltiples y bien medidos apartados. Legible al cien por cien, cuenta con un soporte gráfico bastante explicativo. Ideal para obtener una visión global y sin pretensiones de lo que su mismo título indica. Por si es vuestra intención encontrar algo concreto, paso a enumeraros los temas que conforman el citado trabajo.

Tema 1: El medio ambiente como sistema (9 apartados).- Tema 2: La Tierra: caracteristicas generales e intercambio de energía (3 apartados).- Tema 3: La Tierra: su atmósfera y su hidrosfera (5 apartados).- Tema 4: El ecosistema (15 apartados).- Tema 5: Principales ecosistemas (15 apartados).- Tema 6: Alimentos y agua para una poblacion creciente (12 apartados).- Tema 7: Energía y materias primas (11 apartados).- Tema 8: Los riesgos naturales. su prevención (14 apartados).- Tema 9: Productos químicos (9 apartados).- Tema 10: Contaminación atmosférica (39 apartados).- Tema 11: Contaminación de las aguas (12 apartados).- Tema 12: Ecosistemas en peligro (18 apartados).- Tema 13: Residuos (12 apartados).- Tema 14: Los problemas ambientales y sus repercusiones políticas, económicas y sociales (9 apartados).- Tema 15: Presente y futuro de la relación entre el hombre y el ambiente (7 apartados).


VISIBLE EARTH .

Aquí, si lo deseais, podeis ver gran número de animaciones e imágenes que complementan lo expuesto en el enlace anterior. La página está en inglica parla, pero a lo que entra por los ojos todo idioma le sobra. Tomároslo con calma y a disfrutar.


Harto de tanto humo, ahorita mismo regreso al hotel para dar golletazo a "Marte en Lagrimas", una novelita pretenciosa que estoy leyendo.

A cuidarse. Pronto más de lo mismo.
Publicado por Don Gaiferos en 9:18 p. m. |  
Etiquetas: